Bellas Artes Bilbao mostrará obras maestras de la colección Valdés y dibujos del diseñador del metro bilbaino Otl Aicher

La pinacoteca ha presentado este viernes un avance de las líneas generales de la actividad del museo a partir de octubre en una comparecencia ante los medios donde ha dado cuenta del balance de visitantes de la pinacoteca durante el verano, tras su reapertura a partir de junio, y de algunas de las novedades a partir de octubre, que incluyen la vuelta de los ciclos de cine, una sesión matinal los domingos, la reapertura de la tienda y el regreso a su horario habitual previo a la pandemia.

Durante este periodo estival, marcado por la pandemia, el museo ha recibido cerca de 20.000 visitantes, una cifra que, tal y como ha reseñado Zugaza, representa alrededor del 30% de las visitas que el museo recibió el verano pasado en ese mismo periodo.

Asimismo ha destacado que la pinacoteca logró sus mayores picos de afluencia de espectadores a mediados de agosto, cuando el 50% de las entradas correspondieron a visitantes extranjeros y se logró la cifra más alta del verano, en torno al 40% aproximadamente de esas fechas durante el año pasado, algo que ha calificado de dato «interesante y muy esperanzador», junto al «motivador» incremento de visitantes jóvenes, sector del público que este verano ha representado en torno al 20% del total de entradas.

Zugaza ha calificado la exposición que abrirá sus puertas el 6 de octubre dedicada a la colección privada del empresario de Félix Fernández-Valdés Izaguirre (Bilbao, 1895-1976) de «uno de los acontecimientos del año». La exposición rinde homenaje a quien, en su momento, reunió en su casa privada de la Gran Vía de Bilbao en torno a 400 obras que, tras el fallecimiento de su propietario, se fueron dispersando para formar parte de otras colecciones e instituciones relevantes.

Tras una exhaustiva investigación esta exposición mostrará una selección representativa de en torno a 80 de aquellas obras de la colección, algunas de ellas inéditas, que ponen de manifiesto «tanto la calidad del conjunto como el acierto coleccionista del industrial bilbaíno», que convirtió su casa, tal y como ha descrito Zugaza, en un «auténtico museo privado, capilla incluida» y cuya colección estuvo compuesta, «a partes iguales, de maestros antiguos como modernos».

La exposición Obras Maestras de la Colección Valdés reunirá en la sala BBK y también bajo el patrocinio de BBK, una extensa cronología del Gótico al siglo XX, que incluye a artistas de la talla de El Greco, José de Ribera, Francisco de Zurbarán, Anton van Dyck, Juan de Valdés Leal, Francisco de Goya, Eduardo Rosales, Mariano Fortuny, Darío de Regoyos, Joaquín Sorolla, Ignacio Zuloaga, Julio Romero de Torres, Vázquez Díaz, Robert Delaunay o Agustín Ibarrola.

Se trata fundamentalmente de pinturas, aunque se exhiben también ejemplos magistrales de escultura, como las dos tallas barrocas de Pedro de Mena, que hasta ahora se creían perdidas. Por su trascendencia, cabe mencionar el préstamo por parte del Prado de la extraordinaria pintura de Goya La marquesa de Santa Cruz, que ya ha se exhibió en nuestras salas en 2008 formando parte de las celebraciones del centenario del museo.

DISEÑADOR INFLUYENTE

La segunda exposición de la temporada de otoño se inaugurará el 5 de noviembre y estará dedicada al diseñador gráfico y autor de la imagen corporativa del Metro de Bilbao, Otl Aicher, encargo del arquitecto Norman Foster y que supuso su obra póstuma antes de su fallecimiento.

Zugaza ha destacado que el museo presentará la mayor exposición hasta ahora dedicada al diseñador gráfico alemán, con más de doscientas obras y objetos provenientes del HfG-Archiv Ulm (Alemania) y que será «la primera gran retrospectiva dedicada a su obra realizada en Europa».

En la muestra destacan 80 dibujos inéditos de su proyecto para Metro Bilbao, así como una docena de dibujos y fotografías procedentes del archivo de la Norman Foster Foundation, producto de los encuentros y diáologos entre Foster y Aicher. Se incluyen asimismo otros trabajos célebres de Aicher, como los de Braun, las Olimpiadas de Múnich ’72, Bulthaup o Isny Allgäu, además de materiales inéditos de sus proyectos de arquitectura para Rotis, un antiguo complejo agrícola que convirtió en lugar de residencia y trabajo.

Otl Aicher (Ulm, 1922-Gunzburgo,1991) fue el diseñador europeo «más influyente de la segunda mitad del siglo XX». Fundador en 1951 la Hochschule für Gestaltung Ulm, en esa escuela se constituyeron a partir de 1958 los Entwicklungsgruppe (grupos de desarrollo), que elaboraron proyectos de diseño para empresas como Lufthansa, Metro de Hamburgo o Braun.

Aicher fue heredero de la tradición del diseño gráfico centroeuropeo que empleaba retículas para estructurar el espacio, sistema que aplicó con libertad subvirtiendo el orden geométrico cuando la composición lo precisaba para generar un diseño estructurado, pero visualmente activo.

MATINAL DE CINE

La tercera exposición, a partir del 13 de noviembre, estará integrada por una selección de grabados de Eduardo Arroyo (Madrid, 1937-2018), artista a quien en 2017 el museo organizó la que fue su última gran antológica, coincidiendo con su 80 cumpleaños. En septiembre de 2018, poco antes de fallecer, el artista quiso corresponder y donó un centenar de grabados de sus últimos años, contribuyendo así al enriquecimiento de la colección de obra gráfica del museo y que, tal y como ha señalado Zugaza, «ha sido el origen de la edición de un cuarto volumen con el que se completa la catalogación de los grabados del artista».

En el plano audiovisual, el Museo recupera los ciclos de cine, el primero de ellos dedicado al cineasta Éric Rohmer, y del que se proyectará una selección de sus filmes del 3 de octubre al 19 de diciembre. Asimismo, el profesor Santos Zunzunegui presentará en una nueva matinal de los domingos una selección de obras maestras del cine entre el 4 de octubre y el 20 de diciembre.

A su vez, los días 27 de noviembre y 4, 11 y 18 de diciembre se exhibirá un proyecto audiovisual del artista y profesor de la UPV/EHU, Josu Rekalde, en torno a la obra artística de la donostiarra Esther Ferrer.

El museo recupera su horario de apertura previo a la pandemia y reabrirá la tienda el 1 de octubre. Los horarios serán, de lunes a sábado, salvo el martes cerrado, en horario de 11.00 a 20.00 horas y los domingos de 11.00 a 15.00 horas. Se mantiene el precio de la entrada a tarifa reducida de 7 euros.

Preguntado por si la pandemia supondrá algún contratiempo sobre el calendario previsto para el proyecto de ampliación, Zugaza ha confirmado que, de momento, no ha habido ninguna contraindicación y el objetivo sigue siendo iniciar las obras dentro de un año.

En ese sentido ha señalado que, en todo caso, 2021 será «un año especial» en cuanto a la programación prevista a partir de enero porque «el calendario de las obras de ampliación van a entrar en la agenda de exposiciones y la actividad del museo». En todo caso, ha añadido, creen que en 2021 «les dará tiempo a recuperar alguna de las exposiciones que hubo que suspender este año por la pandemia y el confinamiento y que hubo que dar de organizar este verano».

Ir a la fuente
Author: redaccion@20minutos.es (20M EP)

Powered by WPeMatico