Tufo racista: Criminalización de la percepción de ayudas sociales

La cercanía electoral, y ante la evidente falta de logros con los que presentarse ante la ciudadanía, está empujando al PP a la deriva de agarrarse al flotador del racismo al objeto de amarrar un puñado de votos. Tras el bochornoso espectáculo de Gasteiz, traen a Bilbo su cruzada contra las personas perceptoras de ayudas sociales. EHBildu se opone radicalmente a la criminalización de la percepción de ayudas y denuncia el tufo racista de su propuesta.

Muy negro tienen que ver el PP el futuro del próximo mayo para empezar a agitar las aguas del caldero de votos ultra. Esos mismos ultras que temen que les abandonen por haberles traicionado, como veíamos días atrás en medios de comunicación. Muy escasos tienen que andar el PP de propuestas para mejorar la ciudad si tienen que proponer cuestiones como esta. Muy mal deben de estar si necesitan azotar y perseguir a las personas más desfavorecidas, con menos recursos y menos oportunidades de esta ciudad.

En el PP deben pensar que vivir de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI) y recibir ayudas puntuales como la Prestación Complementaria de Vivienda (PCV) debe de ser un chollo. Les animamos a pasar por el proceso, seguro que después de eso, no vendrían con propuestas populistas.

En primer lugar, dejar claro varias cosas: la RGI es una prestación social (no es una ayuda), es un derecho subjetivo de la ciudadanía por cumplir unos determinados requisitos. No criminalicen a las personas que lo único que han hecho es ejercer su derecho.

En segundo lugar, el fraude en el sistema de prestaciones es simbólico, ridículo en cantidad de dinero. Señores del PP, vigilen ustedes los fraudes reales que están empobreciendo y dejando a la población y al estado en bancarrota , vigilen los robos de sus amigos, los desvíos de fondos públicos, la financiación irregular de su partido y paren ya de ser tan cara duras.

Las personas perceptoras de la RGI, en su totalidad, preferirían tener oportunidades de acceso a trabajos remunerados. ¿Quién impide que trabajen estas personas? El PP que con sus políticas hace perder el permiso de trabajo a quienes no trabajen más de 6 meses al año a jornada completa y tengan unos ingresos anuales que hoy en día miles de personas en esta ciudad no tienen y que pone miles de pegas administrativas cuando una de estas personas encuentra un trabajo, con lo que cuando consiguen resolver ese laberinto ya no existe dicho empleo.

¿Quiénes se aprovecharon de mano de obra barata y sin derechos durante años? ¿Quién aprovecha esa misma mano de obra barata y desesperada para chantajear a quienes si tienen un trabajo y se ven obligados a rebajar sus sueldos y condiciones laborales ?

Los esfuerzos deberían ir en las políticas de empleo y de inclusión social, pero no, es más fácil poner en el centro de la crítica a las más vulnerables. En vez de dedicar tanta energía a perseguir un fraude inexistente, ¿Por qué no se preocupan, por ejemplo, de resolver el problema de la gente desaparecida de Lanbide? Lanbide expulsa del sistema de prestaciones sociales a miles de personas publicando su nombre en el Boletín Oficial del País Vasco, diciendo que no las han encontrado y que no responden a las comunicaciones. Todo esto después de ahogar a la gente en un sinfín de papeleo y de gestiones burocráticas y sin posibilidad de réplica por parte de las personas afectadas, obligándolas a comenzar de nuevo todo el proceso desde el inicio, y dejándolas durante algunos meses en una situación más precaria de la tenían y sin cobrar una prestación que por derecho les corresponde. Desde que Lanbide gestiona la RGI van más de 25000 personas desaparecidas. Si Lanbide dice que el fraude es solo del 1% en la RGI... ¿Dónde están y por qué no las encuentra Lanbide?

No vemos la misma beligerancia e incontinencia verbal a la hora de denunciar el fraude fiscal medido , según el Catedrático de Hacienda de la UPV Ignacio Zubiri, en un 18% del PIB: 2.000 millones de euros anuales evadidos a las Haciendas Forales y que se dejan de ingresar vía impuestos. Ninguna instancia ha dicho nada sobre que este verano, un año más, se agote en todos los ayuntamientos el presupuesto destinado a AES. O la puesta en marcha este verano, tres años después de su aprobación, de los recortes contemplados por Lanbide para aquellas personas trabajadoras que perciban la Renta Complementaria de Ingresos de Trabajo. O la retirada de la RGI a aquellas personas acogidas por sus familiares producto de sufrir un desahucio o divorcio.

Sin hablar de las habituales malas prácticas de Lanbide: retrasos de 8 meses en la actualización de los expedientes, demora de varias semanas en la atención debido a la falta de personal para dar salida al aumento de citas producto del incremento de las situaciones de paro, precariedad y pobreza; suspensiones "cautelares" en el cobro de las prestaciones sin audiencia ni notificación a las propias personas perceptoras; lo que conlleva un incumplimiento sistemático de la normati va que rige la tramitación y acceso a las prestaciones sociales, conculcación de derechos en las diligencias y resolución de los expedientes, Contravención del procedimiento administrativo ordinario que rige las relaciones entre administraciones y ciudadanía.

Situaciones denunciadas de forma reiterada por el Ararteko. Lo que está claro es que en el PP no hay el mismo interés en perseguir el fraude fiscal de grandes fortunas y empresarios, ni la corrupción en su partido. Edulcoran sus propuestas bajo falsas intenciones y las visten de prendas hechas con el mismo hilo que el "Traje nuevo del emperador", pero ya no engañan a nadie: igual que todo el mundo veía desnudo al emperador, todos vemos a las claras el tufo racista, clasista y xenófobo que emana de su propuesta.

**Consola de depuración de Joomla!**

**Sesión**

**Información del perfil**

**Uso de la memoria**

**Consultas de la base de datos**

**Errores analizados en los archivos del idioma**

**Archivos del idioma cargados**

**Cadenas sin traducir**